Posteado por: jovenesamigosdecristo | 16 abril 2010

Llego un dia

Llego un día, cuando decidí que Dios no me debía nada,
un día cuando dejo de importarme su omnipotencia,
esa que uso de pretexto para no enfrentar mi vida.

El día que alejado de Dios, haciendo mi voluntad y no la suya,
comprendí que mucho de lo que soy, era y quiero ser,
no puede ser sin la gente que amo, y Dios es uno de ellos,
al que le debo todo lo que tengo.

Ese día en que me di cuenta que extraño a Dios,
no por lo que me da, ni por las seguridades en las que
la Iglesia me quiere cobijar, si no por que extraño su compañía,
sus palabras.

Ese día, dejo de interesarme la moral y comencé a querer escuchar mas a Cristo,
ese día, deje de pedirle a Dios que me arreglara la vida, y solo quiero que camine conmigo, ese día, dejo de importarme sus cualidades ontológicas, y comencé a querer saber Quien es El y quien soy yo… como charlando en un bar a las 3.00am de cosas sin importancia y con importancia,

Como con el Amigo con quien lloras el amor y ríes el amor,
con el que lloras el sufrimiento y ríes en el sufrimiento,
como con quien es Dios… eterno misterio, pero como con quien esta allí, mas cerca de mi que yo mismo, como quien la vida seria un montón mas monótona y sin sentido, si no esta El, allí, junto conmigo, caminando, cavilando, platicando, intercambiando, contando historias uno del otro, charlando la vida juntos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: