Posteado por: jovenesamigosdecristo | 30 abril 2009

IV Domingo de Pascua 3 de mayo de 2009

MONICIÓN DE ENTRADA

Bienvenidos a esta Eucaristía del Cuarto Domingo de Pascua. Caminamos alegres hacia el encuentro con el Espíritu. El día de Pentecostés ya está más cerca. En la parábola del Buen Pastor que se lee en la misa de hoy Jesús nos deja claro que Él es el gran mediador entre Dios y todos los hombres y mujeres de todo el mundo y de todos los tiempos. A Jesús durante toda su vida pública lo hemos visto compartir, con gran profundidad, su vida con el Padre. En muchas ocasiones manifestó a todos lo unido que estaba a Él. Y eso le ayudó a vivir con los hermanos, a mezclarse con los grandes multitudes que no tenían Pastor, a, en definitiva, compartir su vida y darla muriendo por todos. Su testimonio vital, humano y divino, dejó claro que los dos aspectos fueron inseparables en su misión: amor al Padre y amor por los hermanos. Por eso la frase de: “Yo soy el Buen Pastor que da la vida por sus ovejas” es como una sinfonía de esperanza para todos los que nos empeñamos en seguir desunidos. Celebramos, además, la Jornada Mundial por las Vocaciones. Aprovechemos esta Eucaristia para pedir al Buen Pastor que envie muchos y buenos operarios para su mies.

MONICIÓN SOBRE LAS LECTURAS

1.- Pedro deja claro en la primera lectura –sacada del Libro de los Hechos de los Apóstoles– que Jesús ama a la Iglesia universal, sin excluir a nadie. Por eso un buen seguidor de Cristo tiene que vivir en comunión de amor con los hermanos. Una vez más se nos presenta a Jesús como la piedra angular donde ha de cimentarse la salvación.

S.- El Salmo 117 es uno de los más bellos de todo el Salterio. Y guarda relación con lo que Pedro nos dice en la primera lectura. Jesús es la piedra angular. Este Salmo 117 se utilizaba en la procesión litúrgica de la fiesta judía de las Tiendas o de los Tabernáculos. Es un poema que refleja la especial acción de Dios por su pueblo.

2.- San Juan, en su Primera Carta –nuestra segunda lectura de hoy– nos muestra cómo la condición de hijo de Dios es ofrecida gratuitamente a todo ser humano. Y lo dice con unas palabras muy hermosas: “Habéis vuelto al pastor y guardián de vuestras vidas”.

3.- El evangelio de San Juan nos recuerda hoy que la Iglesia no puede basarse en el poder sino en una vida interior que se traduzca en obras de amor, entrega y libertad. Esa vida de perfección es el camino hacia la puerta estrecha de la que nos habla el Señor. Pero sobre todo es un canto profético del propio Cristo para indicarnos que Él es el Único Pastor del único rebaño donde todos juntos debeos vivir en amor, esperanza y paz.

Lectura de Postcomunión

MONICIÓN

Nos vamos acercando al momento de la venida del Espíritu Santo y nos parece muy adecuado recitar hoy la Secuencia del Espíritu. El precioso texto litúrgico que se proclama en la misa del Día de Pascua

SECUENCIA DEL ESPÍRITU SANTO

Ven, Espíritu Divino,

manda tu luz desde el cielo.

Padre amoroso del pobre;

don, en tus dones espléndido;

luz que penetra las almas;

fuente del mayor consuelo.

Ven, dulce huésped del alma,

descanso de nuestro esfuerzo,

tregua en el duro trabajo,

brisa en las horas de fuego,

gozo que enjuga las lágrimas

y reconforta en los duelos.

Entra hasta el fondo del alma,

divina luz y enriquécenos.

Mira el vacío del hombre,

si tú le faltas por dentro;

mira el poder del pecado,

cuando no envías tu aliento.

Riega la tierra en sequía,

sana el corazón enfermo,

lava las manchas, infunde

calor de vida en el hielo,

doma el espíritu indómito,

guía al que tuerce el sendero.

Reparte tus siete dones,

según la fe de tus siervos;

por tu bondad y tu gracia,

dale al esfuerzo su mérito;

salva al que busca salvarse

y danos tu gozo eterno.

Amén.


Exhortación de despedida

Salgamos del templo con la idea clara de Jesús es nuestro Único Pastor y que todos hemos de reunirnos bajo su mirada amable para llegar a esa situación maravillosa que nosotros llamamos el Reino de Dios.


Responses

  1. me parecen muy bonitas y reflexivas las moniciones quisiera poder tenerlas siempre yaque coordino un equipo de liturgia en san francisco gotera morazan el salvador c.a

  2. Son excelentes las Moniciones de Entrada para la reflexión apostólica y personal. Son una guía de mucha utilidad. Que el Cristo Resucitado los ilumine y que la Virgen María los proteja siempre.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: